Soluciones empresariales para la reactivación económica

01 de julio de 2020

Compartir:
  • Fb
  • Tw
  • in
  • G+


Compartimos con vosotros algunas de las reflexiones de esta mesa redonda en la que participaron Natalia Sánchez, vicepresidenta ejecutiva de la Confederación de Empresarios de Málaga; Ricardo Nandwani, presidente de la Asociación de Jóvenes Empresarios de Málaga y Daniel Pastor, director académico de ESESA IMF. El evento estuvo moderado por Carlos Martínez, presidente de ESESA IMF.

Sobre las medidas adoptadas por el Gobierno


“Esta crisis no tiene nada que ver con la anterior y desde aquí alabo especialmente a la banca, al Instituto de Crédito Oficial y a las sociedades de garantía recíproca, como Garantía en Andalucía, porque han aportado muchos fondos a las empresas. En estos momentos, yo recomiendo a las empresas que me piden asesoramiento que busquen esa financiación porque difícilmente vamos a acceder a líneas de financiación tan baratas y con plazos de devolución tan cómodos”, Daniel Pastor.


“En la crisis anterior las medidas estrella fueron el pago a proveedores y la reforma laboral, en esta, sin lugar a dudas, han sido los ERTES. (…) Hemos echado de menos una apuesta un poco más valiente en materia de fiscalidad por parte del Gobierno (...) y en cuanto a las ayudas si bien es cierto que no podemos crear un tejido empresarial “dependiente” sí que es importante que desde la Administración se sigan ofreciendo estas ventajas. (…) Si queremos preservar el mayor número de empleos posibles sólo se puede hacer defendiendo a nuestras empresas y apoyándolas, y esto sólo se puede hacer tomando medidas”, Natalia Sánchez.


“El gobierno debería tomar medidas estructurales para fomentar la cultura emprendedora en estos tiempos y ayudar a los jóvenes a desarrollar actitudes emprendedoras. Es importante que esa cultura emprendedora se incentive desde la educación. (…) Siempre puede ser un buen momento para emprender”, Ricardo Nandwani.


Sobre la reforma fiscal


Ahora no es momento de subir impuestos. Subir el Impuesto de la Renta no tiene sentido porque España está en los tipos más altos europeos, en cuanto a subir el IVA no tendría sentido porque ahora lo que tenemos es que activar el consumo”, Daniel Pastor.


Es el momento de la racionalización del gasto para que las administraciones públicas sean palanca de reactivación de la economía. Hay muchas vías que se pueden aplicar desde lo público optimizando los recursos y buscando la colaboración público-privada”, Natalia Sánchez.


“Es el momento de ayudar a los empresarios a crear empleo y a tener más flexibilidad. El gobierno tendría que pensar qué puede hacer el gobierno para estimular la economía y potenciar la creación de los puestos de trabajo. (…) Es importante, además, impulsar la colaboración entre empresarios para desarrollar líneas de colaboración conjuntas”, Ricardo Nandwani.


Sobre la regulación del teletrabajo


“Regular en exceso el teletrabajo es como poner puertas al campo. Una de las cosas buenas que tiene el teletrabajo es la flexibilidad y la conciliación, con lo que tenemos que buscar el equilibrio”, Ricardo Nandwani.


“Creo que es necesario regularlo pero sin prejuicios ideológicos, teniendo claro que no se va a abusar de nadie. Hay que regularlo con sensatez, contando las empresas, con los trabajadores, viendo las fórmulas de seguimiento y control, negociando y, sobre todo, dialogando. Es una fórmula de flexibilidad entre empresa y trabajadores”, Natalia Sánchez.


“Ahora no tocan reformas fiscales, ni reformas laborales, y creo que la regulación del trabajo no es lo prioritario, lo prioritario es que subsistan las empresas, generar empleo, colaboración público-privada y poner liquidez en el entorno”, Daniel Pastor.


Sobre el futuro del tejido empresarial


“Creo que lo importante es que tengamos un optimismo moderado, tenemos que sacar a las empresas adelante, enfocarnos hacía el cliente, buscar liquidez y no hacer reformas fiscales ni laborales, potenciar los cuidados sanitarios y, sobre todo, tener el foco en la resolución individual: nadie nos va a arreglar nuestras empresas salvo nosotros mismos”, Daniel Pastor.


“Como el entorno ha cambiado hay que preparase para afrontar los nuevos retos que la pandemia ha traído. Es necesario implementar procesos online en el comercio y hay que seguir trabajando en mejorar el teletrabajo. Tenemos que trabajar en el corto plazo en la pervivencia de las empresas pero no podemos olvidar todo lo que hay que trabajar para prepararnos para el medio y el largo plazo”, Natalia Sánchez.

 

 "Tenemos que aprovechar el impulso en la transformación digital que hemos vivido y que ha significado una conversión total. En estos meses las empresas se han activado mucho más en transformación digital que en los últimos 4 años, esto es positivo pero no debemos conformarnos. Tenemos que ser más proactivos en este sentido para ser más competitivos y adecuarnos a los nuevos hábitos de consumo de nuestros clientes y a las nuevas circunstancias con empleados y proveedores", Ricardo Nandwani

 


En definitiva….


“Positivismo. Sabemos que Málaga tiene muchas fortalezas, y tenemos que aprovechar nuestras circunstancias para combatir atendiendo lo urgente pero sin quitar la vista también de lo importante”, Natalia Sánchez.


“No estamos solos, no dejemos de pedir ayuda a la gente que nos rodea, a las asociaciones empresariales, trabajar juntos, ser prudentes, potenciar el consumismo y atender al comercio de cercanía”, Ricardo Nandwani.


“Cómo todos tenemos tantísima información, creo que el foco lo debería de hacer cada empresario y cada empresa en su propio hábitat, con una visión cortoplacista y prestando especial cuidado a sus unidades productivas. Una práctica empresarial que yo aconsejaría es que las empresas tienen que manejar herramientas de cuando van mal las circunstancias y adaptarse. El mundo concursal no va a arreglar nada, que van a proliferar los concursos, es posible, pero yo intentaría, por mi experiencia que las empresas no vayan a concurso salvo que sea una medida estratégica o que estén en una situación extrema. Tenemos que formar a administradores concursales y directivos de empresas que conozcan cuáles son las normas del juego en crisis para que puedan tomar medidas antes de verse abocados a tomar otras medidas más drásticas”, Daniel Pastor.