La innovación NO destruye puestos de trabajo, los transforma haciéndolos más eficientes

23 de mayo de 2017

Compartir:
  • Fb
  • Tw
  • in
  • G+

No puedo estar más agradecido de haber coincidido en una época en la que la irrupción tecnológica y el ámbito digital están influyendo directamente en todos los procesos, operaciones y modelos de negocio… ¿será que me apasiona? Vivimos inmersos en un cambio disruptivo que ha modificado nuestra manera de comportarnos, relacionarnos y, sobre todo, de generar negocio. Para darnos cuenta de esto basta con girar la vista atrás 10 años, donde los principales emisores de información eran los medios de comunicación, y lo hacían de forma unidireccional. Hoy, cualquier persona con un terminal móvil  se convierte en generador de información.

Esta información (data) está en la nube (internet), teniendo los empresarios, emprendedores y responsables de departamento la gran oportunidad y responsabilidad de transformarla en conocimiento que les ayude en la toma de decisiones.


En la mayoría de encuentros profesionales, reuniones de amigos y familia detecto que el principal temor ante esta irrupción tecnológica es la pérdida de empleo a causa de la automatización que permite la tecnología, algo que no llego a entender. La innovación no destruye puestos de trabajo, los transforma haciéndolos más competitivos y eficientes.


Quizás algún lector podrá estar en desacuerdo con mi afirmación, pero basta con hacer un recorrido por la historia para darnos cuenta. Desde que la irrupción en el siglo XVIII de la máquina de vapor transformara la logística, hasta la automatización de montajes y automatización de procesos en el siglo XX, hemos asistido a una profunda transformación de los puestos de trabajo: lejos de destruirse, éstos se han cualificado de modo y la capacidad humana se ha utilizado para temas más tácticos y estratégicos.   

Bajo mi criterio, es necesario analizar estratégicamente la transformación digital, teniendo en cuenta que la tecnología se encuentra en la raíz de todo el proceso, y que tiene implicaciones a nivel de procedimientos y gestión de las personas.


Podríamos definir cinco pilares sobre los que se sostiene esta transformación:


1. Cloud: Los servicios en la nube nos permiten acceder a aplicaciones desde cualquier parte del mundo, lo que hace que seamos más productivos y eficientes. Acceso al correo, a documentación, aplicaciones de contabilidad, financieras, marketing, operaciones…24h/7/365.


2. Móvil: Teniendo en cuenta el mundo globalizado en el que vivimos donde más de 3.500 millones se conectan a internet a diario, y en el que 2 de cada 3 lo hacen a través de cualquier dispositivo móvil, entramos en un mundo en el que la omnicanalidad está presente en todos los procesos. Las empresas deben estar preparadas para difundir y comercializar sus productos y servicios desde cualquier dispositivo, independientemente del canal y el método que empleemos.


3. IoT: ¿Imaginas camisas con sensores que permitan a los doctores monitorizar a distancia y en tiempo real el ritmo y anomalías cardiacas de sus pacientes? Hoy es posible. La previsión para 2020 es que más de 50.000 millones de dispositivos estén conectados. Eso significa que nuestra casa, frigorífico, aire acondicionado, vehículo, ropa y un sinfín de elementos más nos darán información en tiempo real.


4. Entornos colaborativos: aplicaciones o servicios que nos permiten trabajar y colaborar en tiempo real en proyectos y tareas, rompiendo las barreras físicas, y consiguiendo aunar esfuerzos.


5. Formación: Desde dos vertientes principales. En primer lugar, la corresponsabilidad personal de formarnos a diario gracias a la fuente de conocimientos y recursos que internet pone a nuestro alcance. En segundo lugar, la inversión anual por parte de las empresas para especializarnos y adaptarnos a los nuevos puestos de trabajo y necesidades que se están generando gracias a este nuevo entorno. Si queremos ser competitivos, debemos adquirir la habilidad de aprender y desaprender nuevos elementos, técnicas, tácticas, estratégicas, metodologías… Es lo que nos toca.


Los encuentros con empresarios, foros, y mi participación en charlas me permiten obtener una visión más o menos acertada sobre la situación actual de las compañías, y las casuísticas a las que se enfrentan. Dividiría en 3 tipologías diferentes:


1. Empresas que han sufrido una disrupción tan grande en sus sectores que se ven inmersas en la urgencia y emergencia de aplicar decisiones que permitan modificar sus estrategias vinculando la transformación digital. Debido a esa emergencia y a la poca planificación, en muchos casos fallan en sus decisiones haciendo que la compañía tenga que cerrar o se vea sometida a presiones muy grandes.


2. Empresas cuyas cuentas de resultados son muy positivas y que miran hacia otro lado cuando escuchan hablar de transformación digital. Mi pregunta es qué pasara con ellos en 5 años, cuando la irrupción tecnológica haya tenido más recorrido que los últimos 20 (es lo que viene).


3. Empresas a las que les va bien operativamente, además con cuentas de resultados muy positivas, que no tienen ni idea de lo que significa “transformación digital”, pero que se muestran receptivas a escuchar, aprender y adaptarse al cambio.


En estos 3 casos, la figura del CEO es fundamental para llevar a cabo este proceso que conlleva tiempo, inversión, planificación, adaptación, gestión del cambio y mucho ensayo y error.


Quizás los dos retos más importantes a los que nos enfrentamos son, por un lado, la homogenización de los datos, algo clave en la era del BigData. El segundo y no por ello menos importante, la cyberseguridad… En un mundo donde todo estará interconectado, dando lugar a un mundo de comunicación e interpretación entre seres humanos y máquinas la seguridad es un factor clave a gestionar.


El proceso de transformación digital puede ser largo. El hecho de no analizarlo, interpretarlo y planificarlo con tiempo puede conllevar que no nos dé tiempo a asumirlo responsablemente. ¿Estamos preparados?

Manuel Lara
Director de Promoción en Turismo Costa del Sol (www.visitacostadelsol.com) | manuellara.es
Presidente XXVI Promoción MBA Executive.

Vídeo: Entrevista a Manuel Lara